Nunca me cansaré de quererte

Amor

Fresa con forma de corazón/M. Moragues

Entraste en mi vida, no sé cuándo pero sí sé que llegaste sin llamar. Tal vez te metiste por mis ojos, por los oídos o quizás por mi piel. Sentí un cosquilleo y me di cuenta de que ya estabas ahí, que nada podía hacer ya. Todo comenzó antes de lo que me esperaba.
Fuiste ganando poco a poco el terreno, ese que pocos consiguen. Sacaste mi primera sonrisa, ese es el primer paso. No era felicidad, era nerviosismo. Llegaste por sorpresa, no te esperaba. Comencé a conocerte, poco a poco. Dicen que las cosas de palacio van despacio. Día tras día dejamos de ser unos desconocidos. Pude ponerte cara y por qué no, también corazón.
Sentí el primer cosquilleo. Para las mujeres, unas mariposas en el estómago. En ese momento me di cuenta de que nada volvería a ser lo mismo, nunca. Que las cosas especiales siempre marcan un antes y un después. Aunque no quieras, estará presente el resto de tu vida. De todo se aprende y lo más importante es que las cosas ocurren porque deben ocurrir.
Tras ese maravilloso proceso que sirvió para conocernos y aceptarnos, llegaron las formalidades. Tú y yo, desde ese instante somos especiales. Dejamos de tener miedo, comenzamos a disfrutar de los fantásticos momentos que nos deparaba la vida. Me acompañaste en los instantes especiales y también en los que no lo eran. Me diste el empujón cuando más lo necesitaba y me abrazaste cuando mi cuerpo gritaba que lo hicieras.
La vida nos enseñó que no importa el tiempo y tampoco el espacio. Entraste en ella y ahora no quiero que te salgas. No nos digamos adiós, solo disfrutemos de los instantes que nos quedan por compartir.
Sé que aunque algún día te distancies, tomes un rumbo diferente, al final del camino nos volveremos a juntar. Podrás separarte unos metros pero nuestras vidas no tendrán sentido la una sin la otra. Nunca me cansaré de agradecerte que entraras sin llamar, que te quedaras cuando debías hacerlo y que no te marcharas jamás.
Nunca me cansaré de quererte

1 Comentario

  1. Ola Maria, desde ayer por una equivocacion de estos aparatos empece a leer tu block y esa escritura tuya tan sencilla tan humilde no me hizo despegar los ojos hasta la ultima letra y aqui estoy escribiendote, Desde Venezuela. Que te digo, quiero decir mucho pero no consigo las palabras, debe de ser que es muy temprano aun o el calor ya me sofoca las 7.30am… Te prometo que otro dia lo hare Te dejo mi correo enviame tus escritos los leere…… UN FELIZ AÑO NUEVO…. Hasta pronto…..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *